domingo, 11 de abril de 2010

Presentación de "El increíble Springer" en Buenos Aires


("We can work it out" = "Hay que trabajarlo afuera")

10 comentarios:

Vaz dijo...

Vamos lá, Damian, sucesso em BsAs.

Damián González Bertolino dijo...

Seu Vaz!!!!!
Obrigado...
Um grande abraço e lembranças para Maribel...

Maribel dijo...

Gracias pelo convite, Damian! Te desejamos muita sorte na Argentina!
Abs

Cristian dijo...

Che! ¿Cómo te fue en Buenos Aires?

¿Compraste el Ñ ese sábado?

Abrazo

Ángeles dijo...

Le fue muy bien a Damián en Buenos Aires, excelente El increíble Springer, lo disfruté mucho.

Ángeles dijo...

Pícara la señora Echegoyen

Damián González Bertolino dijo...

¡¡Uf!! ¡¡Perdón por el retraso en la respuesta!!
Maribel: muito obrigados, abraços para a turma de Pelotas!!!
Cristian: No, ese sábado no pude comprar Clarín, pero vi tu nota en digital y desde ya te felicito... Te comento por interno... ¡Buenísimo!
Ángeles: Muchas gracias por tus comentarios. Gracias también por todo el interés que demostraste en mi trabajo. Un abrazo y seguimos en contacto.

Fernanda Trías dijo...

Damián no contaste nada cómo te fue en Buenos Aires. ¿Fuiste? Faltó la crónica del evento ;)

Ah, me puse como seguidora de Tarta, aunque todavía no sé para qué sirve!

F

Damián González Bertolino dijo...

Fernanda:

Vos sabés que estando allá (sobre todo el largo día que me lo pasé enfermo en cama) hice muchos apuntes de varias cosas: lecturas, andanzas, conocimientos de algunas personas, etc. Pero más bien algo íntimo... No tenía ganas de escribir algo como una crónica. Pero desde hace unos días, con toda esta efervescencia de la cercanía del Mundial de fútbol, se me vino a la cabeza un hecho que viví, más bien una charla que "presencié/escuché a medias" y que me parece que revela cierto aspecto del hombre de a pie argentino, o en todo caso el porteño. Ya sabrás algo.
Un abrazo grande.

Fernanda Trías dijo...

Bueno, ¡me quedo esperando!
Tus crónicas son siempre excelentes, tenés un don para eso. La de Aira en La propia se la tendrías que haber vendido a un diario, ¡en serio!

F